Ocrelizumab: ¿Fin de la esclerosis múltiple?

La esclerosis múltiple es una enfermedad autoinmune que se caracteriza por una pérdida de la mielina en el SNC. Hay que destacar que se trata de una enfermedad crónica que involucra a factores inmunológicos, como linfocitos T y B, anticuerpos y mediadores de la respuesta innata. Los individuos que presentan esclerosis múltiple poseen una predisposición genética, pero para el desarrollo de la enfermedad los factores ambientales también ejercen un papel clave, por ello a la esclerosis múltiple se le clasifica dentro de las enfermedades multifactoriales.

Imagen 1

Los síntomas típicos que sufren los individuos con esclerosis múltiple son: espasmos, temblores, ataxias, alteraciones cognitivas y psiquiátricas, disfunción urinaria, alteraciones intestinales, disfunción sexual y fatiga. Es decir, es una enfermedad muy complicada e incómoda para el paciente.

Se han desarrollado varios tratamientos para la esclerosis múltiple como el Natalizumab o el Fingolimod.

Por lo que respecta al Natalizumab, es una anticuerpo monoclonal que se encarga de disminuir en cantidades significativas la proporción de unas integrinas (proteínas en la membrana celular) claves en el desarrollo de la esclerosis múltiple.

El Fingolimod, por su parte, proporcionó un gran paso para la cura de dicha enfermedad. Fue el primer fármaco para la esclerosis múltiple que se podía suministrar vía oral. El Fingolimod es un derivado de la Myriocina y actúa directamente sobre la movilidad de los linfocitos T activados para la destrucción de la mielina click aquí

Existen muchos más fármacos relacionados con la esclerosis múltiple como la Mitoxandrona, la Amantanida, Baclofeno, Tizanidina, Azatioprina… Pero ninguno de ellos daba con la clave de la enfermedad. ¿Hasta ahora?

El Ocrelizumab se presenta como una nueva esperanza para las personas con esclerosis múltiple, pues ya ha pasado por diferentes etapas de experimentación así lo afirman los periódicos populares. El Ocrelizumab es un anticuerpo monoclonal humanizado, diseñado en exclusiva para actuar sobre los linfocitos B CD20+. Ya se conocía la acción que presenta este tipo de linfocito sobre los pacientes con esclerosis múltiple generando daños en la mielina. El desarrollo clínico del Ocrelizumab se encuentra en fase III, siguiendo los estudios OPERA 1 y OPERA 2. La farmacéutica Roche comunicó los resultados positivos del Ocrelizumab: Comunicado de Roche.

Imagen 3

Queremos destacar que España ha tenido un papel muy importante en las fases clínicas de experimentación del fármaco siendo 14 los hospitales españoles involucrados. En la investigación  han participado 40 países.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s